BASF sigue haciéndose fuerte en pepino francés con Shantelle y Dronne

BASF sigue haciéndose fuerte en pepino francés con Shantelle y Dronne


La multinacional introduce esta campaña dos novedades que, sometidas a condiciones de estrés como las altas temperaturas, no amargan. Shantelle y Dronne cuentan con el sello Q-verde de BASF, que identifica a sus variedades de excelencia de calidad en fruto. Ambos materiales cuentan, además, con resistencias al virus de las venas amarillas y oídio.


Nunca esperar mereció tanto la pena. Tras más de cinco años sin introducir novedades en el segmento de pepino francés, BASF irrumpe esta campaña en el mercado con dos nuevas variedades que marcarán un antes y un después: Shantelle y Dronne.

“Teníamos claro que nuestro objetivo era conseguir variedades que, sometidas a condiciones de estrés, como pueden ser las altas temperaturas, no amargasen”, explica Antonio Manuel Alonso, Senior Sales Specialist de BASF, y con Shantelle y Dronne lo han logrado. Y lo que es más importante aún, manteniendo una alta calidad de fruto, tanto que ambos materiales cuentan con su sello Q-verde, que identifica a todas sus variedades en los distintos segmentos de excelencia de calidad en fruto.

Shantelle está recomendado para ciclos de otoño y primavera, con trasplantes de septiembre y enero, respectivamente; mientras de Dronne está adaptado al ciclo de invierno (trasplantes de octubre y diciembre). “Ambos son pepinos de gran calidad, con espinas grandes, oscuros, que ni siquiera marcan la estrella”, detalla Alonso, quien destaca, además, su “elevada productividad”. Tienen, asimismo, resistencias al virus de las venas amarillas (CVYV) y a oídio (Px).

En BASF trabajan ahora para completar el ciclo manteniendo este elevado estándar de calidad y, de hecho, cuentan ya con otras dos variedades en fase precomercial.




Contacta con nosotros

Para cualquier duda, pregunta o sugerencia, no dudes en ponerte en contacto con nosotros a cualquiera de nuestras vías de contacto.

Contactar